Actualidad    Biotech

Esta biotech española desarrolla el alimento del futuro con la cría industrial de insectos

La salmantina Tebrio, antes conocida como MealFood, proceso de cría industrial y transformación del gusano de la harina

18 NOV. 2020
6 minutos

Cómo será la alimentación del futuro? Más allá de las alternativas que buscan por crear alimentos en un laboratorio, se están desarrollando biotecnologías que apuesta por los insectos. Así, la firma española MealFood "evoluciona" para especializarse en una biotech especializada en el proceso de cría industrial y transformación del insecto Tenebrio Molitor, también conocido como gusano de la harina.

Se trata de Tebrio, que a partir de ahora va a desarrollar "soluciones industriales sostenibles con el objetivo de crear los alimentos del futuro" y así "dar respuesta a la necesidad de plantear alternativas a la producción primaria en la alimentación" de la población mundial, tanto como soporte básico para la producción vegetal, la producción animal como, en un futuro, para la alimentación humana, señalan en un comunicado de presentación de la nueva compañía.

“Desde el nacimiento de MealFood en 2014 hasta su actual evolución en Tebrio, hemos estado trabajando en un potente desarrollo tanto tecnológico como empresarial, y consideramos que es el momento de llevar a cabo una evolución en nuestra marca, que nos posicione como líderes de esta industria a nivel mundial”, señala Adriana Casillas, socia cofunadora y CEO de Tebrio.

Recientemente la compañía ha recibido una última inversión por parte de Caixa Capital Risc y de la sociedad de inversión colectiva de tipo cerrado del CDTI Innvierte Economía Sostenible, que permitirá a TEBRIO invertir más de 50 millones de euros en la construcción de un complejo de 70.000 m2 a comienzos de 2022 en la provincia de Salamanca.

Esta nueva instalaciónpermitirá a la organización alcanzar una producción de 100.000 toneladas de productos derivados del Tenebrio Molitor. Actualmente la compañía cuenta con una sede de más de 3.000 m2 y una plantilla de 13 personas, entre ingenieros, bioquímicos, financieros, expertos en I+D y desarrolladores de negocio, que prevé incrementar hasta los 200 empleos directos durante los próximos 4 años.

Un producto sostenible

Desde su nacimiento, la compañía ha apostado por el desarrollo de la técnica con el objetivo de poder cambiar así la cadena alimentaria para siempre, redefiniendo la cadena de valor global. Su tecnología ha sido diseñada, aplicada y validada dentro de sus instalaciones, lo que convierte a Tebreio "en el máximo referente de la cría y transformación de insectos para sus diferentes usos en alimentación, producción vegetal y otros usos industriales y no industriales".

Entre estos usos, la biotecnológica produce cuatro líneas de producto: oProtein, destinada a la alimentación para mascotas y acuicultura. Su altísimo contenido en proteína y sus grandes beneficios nutritivos convierten a este producto en una oportunidad única para combatir el déficit global en la alimentación humana, en un futuro próximo.

Por otra parte, produce oLipids, dirigido a la alimentación para animales y otros usos técnicos, tiene unas características similares al aceite de oliva; oFrass, el primer fertilizante orgánico basado en insectos registrado en el mundo para su uso en nutrición vegetal;  la Quitina y el Quitosano, utilizados actualmente en el mercado farmacéutico, cosmético, médico y agrícola principalmente.

Además de perseguir la revolución tecnológica en su sector, Tebrio apuesta por la sostenibilidad, ya que desarrollan su producción en un entorno de economía verde para poder mitigar el impacto climático de la producción industrial de alimentos en línea con los objetivos de desarrollo sostenible. Con un modelo de producción circular, de residuo cero, la compañía no libera ni amoniaco, ni metano, y reduce un 90% el consumo de agua, la tierra necesaria para la producción de sus productos y las emisiones de gases de efecto invernadero.